jueves, 2 de febrero de 2017

Caerse para volverse a levantar

Todos en la vida necesitamos en ocasiones caernos para volvernos a levantar.

El lunes inicié una terapia de grupo con varios pacientes cuyas lesiones las produjeron unas caídas desafortunadas. Hoy luchan por levantarse. No me estoy refiriendo a ponerse de pie, aunque desde luego que les gustaría volver a poder recuperar la marcha, sino a levantarse en sentido figurado y renacer como el Ave Fénix.

He dedicado muchas entradas al tema

http://afrontandolesionmedular.blogspot.com.es/2013/05/renacer-de-las-cenizas-y-armar-el-
puzzle.html

http://afrontandolesionmedular.blogspot.com.es/2014/01/levantarse-y-luchar.html

http://afrontandolesionmedular.blogspot.com.es/2014/03/levantarse-y-luchar-testimonios.html

Estoy segura que el tiempo y su actitud frente a la rehabilitación unido a lo que ya llevaban en su mochila antes de la caída, les ayudará a levantarse.

Las generaciones de lesionados se van renovando y en un futuro no muy lejano, tras el alta, serán los que nos apoyarán con pacientes y familiares de nuevo ingreso, sujetándolos con su fuerza y espíritu de superación.

De Laura, una de sus componentes, ya hablé hace unos días

http://afrontandolesionmedular.blogspot.com.es/2017/01/sillas-al-fin-y-al-cabo.html

Cuando disponga de una foto de ellos, la colgaré en esta Entrada.

6 comentarios:

Juanjo Muñoz dijo...

Buenos días,con que tengamos la fortuna de poder levantarnos mentalmente lo demás viene seguido cuando menos lo esperas.

Afrontando la lesión medular dijo...

¡Qué bien verte de nuevo asomado a esta ventana, Juanjo!. De nada sirve ponerse en pie si no se levanta uno con la mente. Hay muchas personas que caminan que están totalmente hundidos/caídos.

Milagros LÓPEZ VERNET dijo...

Para levantarse no hay que pensar en que estás en el suelo, hay que pensar que puedes estar de pie.
Hasta que uno deje de pensar en la caída y el daño que te ha hecho uno no se levanta ni aunque te den la mano para levantarte, seguirás viendo al suelo, compadeciéndote de la caída.
Es uno mismo quien debe querer estar arriba sin importarle si quiera si vuelve a caer.

Francisco J. Peña dijo...

Hola.
Yo hago un símil a levantarme, desde que me lesioné, me explico:-
-Fue levantarme mi traslado al HNP
-Fue levantarme mi paso a planta, tras casi 6 meses en UCIs.
-Fue levantarme mi primera vez en silla, tras 9 meses en cama.
-Fue levantarme respirar de forma autónoma, tras 11 meses enganchado.
-Fue levantarme el "poco a poco" más movimiento de mis brazos.
..., y así podría seguir.
Hoy día es un gusto poder levantarme en mañanas y tardes, e ir a mis cafés.
Un saludo.

Afrontando la lesión medular dijo...

¡Qué verdad dices, Milagros!. Creo que quien se instala en la protesta y el sentimiento de injusticia no se levanta nunca.

Afrontando la lesión medular dijo...

Si, señor, eso es ver la botella medio llena. Ese buen locus de control interno es lo que hace que nos levantemos cada día no solo los lesionados medulares sino todos.

¡Fantástico resumen, Fran! Mil gracias.