domingo, 23 de noviembre de 2014

Las cosas sencillas






Me pasa Fran P.Mateos estas reflexiones, que escribió que me parece que merecen la pena ser compartidas .En estas reflexiones hace alusión al poco valor que se da a las pequeñas cosas y a la errónea, a su juicio, búsqueda de la felicidad 
Monotonía: Falta de variedad en cualquier cosa ( R.A.E.)
"Muchas veces nos quejamos de eso, de la monotonía. Yo quizás mucho, pero...
Asimilamos esa monotonía, a no poder, no tener dinero, no poder viajar, en definitiva a "no poder". Cuán equivocados estamos...
Hablando de mi, que es a quien mejor conozco, y visto por lo que me quejo, que estoy muchas horas tras un ordenador, os daré mi explicación. Hay que saber distinguir entre sueños y cosas a poder hacer. Obvio, que a todos nos gustaría hacer un viaje transoceánico, ir a una isla paradisíaca, alojarnos en un hotel de cinco estrellas y con todos los gastos pagados. Creedme, es mucho más fácil que eso...
Las cosas a poder hacer, os aportarán mucho más que eso. Cosas como escuchar la radio, en vez de ver la tv, mientras lees un libro, un magazine o lo que sea. Sentarte en tu casa, con tu vecina/o y hablar un rato. Salir 20 minutos al día de tu casa, y despejarte, "orearme" como digo yo. Hablar con quien tienes en casa, en vez de con alguien "virtual". Coger el coche y perderte con tu familia, en un camino rural, que seguro que cerca de tu casa los hay. Hacer una llamada y poner en el compromiso a alguien, con algo que hacer, que a la corta o la larga, te lo agradecerá. En definitiva, cosas sencillas, fáciles de hacer, como leí hace tiempo: "Se me estropeó Internet, y gracias a ello conocí a personas maravillosas, dicen que son mi familia".
De veras, no hace falta ser rico, para no caer en la monotonía, tan fácil como no hacer lo habitual".Un saludo

Los destacados en azul son míos.

He seleccionado esta imagen de girasoles que me ha resultado de una belleza extraordinaria, para este Post, precisamente porque contemplar un campo de girasoles es algo que a veces se nos pasa desapercibido.

Dejo aquí el enlace a "pequeñas cosas" en la voz de J.M. Serrat https://www.youtube.com/watch?v=pZt9vBZr4Kg

4 comentarios:

La Chica del Jardín dijo...

La monotonía se confunde con la Rutina, y no tiene nada que ver.

Anoche Manuel me preguntaba, tras leer el post, ¿qué es para ti la monotonía? Como siempre los conceptos matemáticos sirven para resolver cualquier cuestión. En Análisis de funciones, la monotonía tiene que ver con el crecimiento o decrecimiento de una función, así como sus puntos máximos o mínimos. Creo que el concepto monótono es muy claro si miramos una recta, que siempre crece o decrece. En la vida, tener una situación monótona aburre, yo prefiero la montaña rusa, con sus fases de crecimiento (personal, emocional,...) sus momentos de caída y por supuesto las situaciones límite positivas y negativas.

¿Qué seria de nuestra vida si siempre estuviéramos bien o mal? sin momentos de respiro... Tras la l.m. de Manuel, la montaña rusa se convierte en la vida cotidiana, los momentos en el hospital fueron límite en muchas ocasiones y sin embargo, se sobrevive y se aprecian las pequeñitas cosas de cada momento. ¿Nos es bello pararse mientras se conduce y hacer una foto de unos arboles otoñales? ¿Mirar los campos de amapolas en primavera mientras te diriges al hospital desde Madrid? podría enumerar miles de pequeños instantes maravillosos que rompen la monotonía.

Los momentos difíciles de nuestra vida, nos enseñan a parar y observar lo pequeño, lo que no se percibe a simple vista, ¡cuántos días al salir de noche del hospital me quedaba embelesada mirando las estrellas! aunque el día hubiera sido horroroso, esos momentos son los que merecen la pena.

Con Manuel en casa, las pequeñas cosas se han potenciado mucho más, un mínimo avance en su movilidad es la alegría del día. Cuando volvimos del hospital sus deditos de los pies estaban paralizados, hoy se mueven y lo mejor es que sienten y vuelven las cosquillas, ¿no es una pequeñez maravillosa?

Salgamos de la monotonía de nuestras vidas y sonriamos a esos pequeños momentos que el día a día nos ofrece.

Besos de montaña rusa emocional para todos

Afrontando la lesión medular dijo...

Mil gracias por tu tiempo que se que escasea. Nos das siempre lecciones, lecciones de sabiduría, lecciones de vida.

Me ha encantado lo de las cosquillas. Es un pequeño gran avance, yo diría maravilloso, más bien. Seguro que Manuel se ría a carcajadas cuando siente las cosquillas.

Gracias, Carmen, por animar a la gente a observar y apreciar las pequeñas cosas, las cosas sencillas.

Francisco J. Peña dijo...

Gracias por compartirlo.
De vuelta de mi café "matutino"
Bss

Afrontando la lesión medular dijo...

No, no, gracias a tí que eres el autor. Yo sólo me he limitado a colgarlo en el blog.

Animo a todo el que quiera a enviarme sus reflexiones a través del correo del blog afrontandolesionmedular@gmail.com