lunes, 30 de mayo de 2016

Los anónimos seguidores (II)

Carmen Laguna con José Luis Montoya

Elena Batalla y José Luis Montoya nos descubren a esta seguidora anónima del Blog, Carmen Laguna.
Carmen no tuvo la oportunidad, como tantos otros lesionados, de rehabilitarse en el Hospital Nacional de Parapléjicos de Toledo. Hasta para eso hay que ser afortunado al nacer. El lugar donde uno crece marca y determina todo. En Granada en su tiempo se creó una Unidad de Lesionados Medulares, lo que hizo que pacientes de ese Área, no tuvieran la oportunidad de hacer la rehabilitación con nosotros. En nada se parece la rehabilitación en una Unidad como la del H.N.P. y menos tratándose de una tetraplejia, como es el caso de Carmen.

Al parecer, Carmen descubrió este blog en busca de ayuda y soluciones para un mejor afrontamiento de su lesión y desde este blog encontró a Elena y José Luis. Se produjo un encuentro (ver foto que encabeza la Entrada) del que surgió una amistad.

Creo que Elena y José Luis van a ser un buen espejo donde mirarse aunque se trate de lesiones diferentes. Se que ellos la vana a apoyar y poner en contacto con otros lesionados resilientes.

Me alegra ponerte cara, Carmen. Ya me gustaría traer aquí a otros seguidores que, al igual que tú, están detrás de esta ventana de forma anónima.

En su día hablé de esos "anónimos seguidores"http://afrontandolesionmedular.blogspot.com.es/2014/01/los-anonimos-seguidores.html


13 comentarios:

Elena Batalla dijo...

Una chica con muchas ganas de luchar y con una sonrisa y una dulzura enormes!!!!

Afrontando la lesión medular dijo...

Tu siempre tan generosa y cercana y sabiendo sacar lo mejor de las personas. Gracias, Elena por habernos descubierto a Carmen.

Carmen dijo...

Hola Elena, muchas gracias por tus palabras y cariño. Haberos conocido a ti y a José Luis me ha supuesto una gran alegría y el impulso que necesitaba para seguir adelante, salir de mi aislamiento y afrontar mi lesión con fuerzas, ganas y desdramatizando. Irradiáis energia y sentido del humor y es algo que necesito mas que nada en el mundo. Espero compartir con vosotros muchos momentos. Muchas gracias también a Mari Angeles por su trabajo incansable en el blog y por todo lo que me ha aportado su lectura, que ha sido mucho. Mi hospital de Granada esta lleno de profesionales de gran calidad humana y profesional pero siento que faltan medios y un apoyo psicologico a pacientes y familia. Un fuerte abrazo para todos y seguimos en contacto.

Afrontando la lesión medular dijo...

No sabes lo que me satisface saber que te hemos servido de apoyo sin saberlo. Asimismo. Me impulsa a seguir adelante con el blog y me alegra que a través de él hayas descubierto a esta encantadora pareja, José Luis y Elena. Con ellos reirás y verás que se puede si se quiere.

Hoy he dedicado la Entrada a otra gran mujer. Si nos quieres contar y aportar cosas tuyas, preparo una Entrada para compartirlo con los seguidores. ¡Quién sabe cuántos estarán ahí en la sombra!.

No solo en Granada carecen de profesionales de Salud Mental en las Unidades de L.M. Esa es la tónica general y es una lástima que las familias y pacientes se priven de esta terapia que, aunque al principio no se vea la finalidad, hace tanto bien y ayuda a afrontar.

Gracias, Carmen, una vez más, por hacerte visible.

Elena Batalla dijo...

Carmen gracias a ti guapa!!! Verte alegre y saber que has cogido fuerza ,es lo que me gusta... Ademas tienes un niño precioso Pablo con el que haras muchas cosas y seguro que sereis muy felices!! Un beso amiga!!!

Afrontando la lesión medular dijo...

Creo que os voy a dejar el blog porque veo que ya solas rodáis estupendamente.

Reitero mis gracias.

Francisco J. Peña dijo...

Hola.
Mª Angeles, me hablaste de este post en nuestra sesión del viernes, y lo busqué.
Carmen, mi lesión data de 1997, soy de Cádiz, y mi familia pasó mucho para conseguir mi derivación a Toledo, hasta el punto, que mi padre desesperado, cogió a un médico de Cádiz por el cuello y lo zamarreó.
Llegué a Toledo, tras 64 días en una UCI, "centro de concentración", me echaban 10 días de vida, hicieron los posible e imposible en la UCI de Toledo, para salvarme, donde estuve 97 días. Después estuve 10 meses en planta.

No te encierres en ti misma, comparte tus pensamientos o penas, con quien te quiere, pero no olvides cuando tus penas pasen, que siempre pasan, compartir tus alegrías, con quien te quiere y ayuda.

Animos y besos.

Fran

Afrontando la lesión medular dijo...

Muy buenos consejos, Fran. ¡Quién mejor que tu para darlos!.Aún no tuve tiempo de preparar una Entrada sobre tu visita pero lo haré. Gracias por estar siempre ahí y por tu gratitud y fidelidad.

Natxo fernandez dijo...

es muy duro saber que existen soluciones y no ser escuchado, las lesiones medulares por desgracia pertenecen también a la mercadería del dinero, es horrible vivir con este conocimiento y ver como tu pareja no escapa de esta rueda y se aleja de tu vida sin que puedas hacer nada, todo el poder esta en la intención y actitud con la que te enfrentas ante la vida, hay que romper programas preestablecidos, para poder liberar a la mente, demostrado amplia-mente en todo tipo de enfermedades y lesiones corporales a lo largo de la historia, pero para creer en esto hay que querer evolucionar a un nuevo estado del ser, ya que todas las enfermedades y lesiones pertenecen a la experiencia para demostrar la capacidad de superación personal y cuando superas las causas y sus efectos desaparecen

Afrontando la lesión medular dijo...

Está claro de que todo proceso de duelo requiere de tiempo. Además, la actitud y el "querer" son fundamentales.

No se si le entendí bien en su planteamiento respecto al dinero pero es cierto que, éste, como todo, favorece la adaptación y contribuye a una mejor calidad de vida.

Vivimos en una sociedad bien materialista y la lesión medular no escapa de ello. Asimismo vivimos inmersos en una dictadura de la belleza centrada en cuerpos perfectos por lo que ante la irrupción de enfermedades con los cambios que ellas implican no todo el mundo está preparado para enfrentarlas y afrontarlas.

No se si le he respondido o entendido lo que planteaba. Si no es así, le ruego que me lo haga saber.

Natxo fernandez dijo...

No me explique bien, el dolor sea del tipo que sea es un negocio en esta sociedad, de la que nos estamos muy dispuestos a cambiar, las lesiones medulares cuando son producidas por accidentes en las que queda una cicatriz esta es como otra cicatriz del cuerpo , este tiene la capacidad de reparación, siempre y cuando se le den los medios, pero si de entrada a un lesionado se le mentaliza que eso es lo que tiene para toda su vida, y se le medica para cortar las respuestas de su cuerpo, es cuando tiene la condena de por vida, el motivo es porque un lesionado medular produce muchos beneficios a terceros así como otras enfermedades, lo digo por experiencia propia, con 22 años me dieron que antes de los 27 silla de ruedas por enfermedad degenerativa, hoy tengo 52 y sigo caminando después de un accidente y la enfermedad degenerativa, hay que buscar el porque de las cosas no aceptar una situación porque lo dice el sistema, no hay nada de nada en esta vida que no tenga arreglo, pero para eso hay que cambiar el pensamiento por completo darle la vuelta como un calcetín, y a quien esta dispuesto a luchar se le anula, no es un problema de adaptación o aceptación, a no ser que seas un ser vació que solo te estimula lo material, duele mucho ver a quien amas profundamente que por ignorancia se puede quedar limitado, te quedas sin respuestas ante la vida, la depresión es un vicio como el alcoholismo o la drogadicion hay que querer salir de ello, quizá me e metido donde no debía pido disculpas el dolor a podido con mi silencio, de no amar a la persona jamas hubiera dicho nada, cada uno en su conciencia sabe con exactitud como es su comportamiento real, no el fingido ante la sociedad, un saludo y buscar por favor buscar que existen soluciones, la mentira es lo que estáis viviendo, muchos besos y abrazos para todo el mundo

Afrontando la lesión medular dijo...

Pues la verdad es que no comparto mucho de lo que dice, lo siento. En nuestro Hospital se intenta sacar el máximo a la lesión para que el paciente pueda alcanzar el mayor nivel de independencia funcional y vivir con la mayo calidad de vida posible.

Ojalá y que nos equivocásemos con todos y la gente pudiera recuperar su nivel de funcionamiento previo pero, lamentablemente, la mayor parte de las lesiones medulares contraídas son irreversibles.

El dolor puede ser rentable, en eso si puedo estar de acuerdo, lo que ocurre que es muy difícil hacer ver al paciente que el dolor se puede paliar o tratar por otros medios que no sen los farmacológicos pero vivimos inmersos en una cultura de que todo se solucione desde fuera y no desde dentro de cada uno de nosotros. El paciente tiene mucho que decir en este cambio pero no está por la labor. La escucha del profesional, médico o paramédico es muy importante asimismo y a veces hay poco tiempo y otras veces poca disposición a la escucha activa.

elena batalla dijo...

Natxo... Yo tampoco puedo estar de acuerdo con tu comentario ... Creo que tienes desconocimiento de lo que es una lesion medular... Y que tampoco sabes el trabajo que se realiza en el HNP!!!