martes, 30 de diciembre de 2014

Miradas sobre el Hospital

Realmente esta Entrada la quería haber hecho después de haber montado un Poster a modo de collage para cerrar el año 2014 y 40º Aniversario del Hospital Nacional de Parapléjicos de Toledo pero no pudo ser por diversos motivos. 

No obstante, no quiero cerrar el año sin agradecer a las personas que con tanto amor, rapidez en su respuesta y de forma desinteresada me enviaron sus colaboraciones desde diversas miradas o perspectivas.

- Arte- Pintura
- Arte - Fotografía
- Arte - Literatura

El Hospital de Parapléjicos visto por José Ángel Ramirez




Cartel para la I semana de CIne del Hopsital. Juan Mª Josa


"La MIrada de La Chica del Jardín : Un recorrido por la rehabilitación. Carmen Mayans.

Betty ; "Evocación del Jardín"

"Entre el caos producido por cientos de coches surge de pronto un oasis. Un pequeño jardín y un café acristalado para los días duros de invierno. Un universo en equilibrio dentro del caos. Repleto de hombres y mujeres cuyos cuerpos rotos se han desprendido de sus corazas, por cuyos cuerpos rebosa el alma mostrando su humanidad. Gente siempre dispuesta a dar algo de su tiempo. Hombres y mujeres sentados, con los brazos abiertos, la sonrisa en la boca y la dignidad desbordando el cuerpo. La belleza de este jardín reside en sus flores y allí donde uno espera encontrar un desierto de desesperación y amargura, descubre un remanso de paz y una lección de vida de la que sólo un idiota no aprendería nada". 

Me quedé a la espera de la colaboración de algunas personas más (Virginia Pérez, Susana C. Moráis) que colgaré tan pronto las reciba.

Cuelgo la colaboración de Susana Clara Moráis, psicóloga portuguesa que estuvo cono nosotros durante el mes de Mayo del presente año.Gracias por esa "clara" y concisa mirada.

Miradas sobre el Hospital

La rehabilitación tiene como objetivo restaurar al máximo el potencial físico, psicológico, vocacional y de integración social del enfermo con incapacidad. En el Hospital Nacional de Parapléjicos de Toledo, la expresión “rehabilitar” alcanza su máxima dimensión, porque las necesidades del enfermo se plantean de forma holística.
A diario, un equipo de psicólogos, coordinados por la doctora María Ángeles Pozuelo, trabaja para potenciar el enfrentamiento con éxito de la lesión medular. En este proceso de reaprendizaje, hay expresiones que utiliza el personal sanitario del hospital que se incorporan al vocabulario diario de los pacientes. Ejemplo de ello son expresiones como: “poco a poco”, que significa un ‘paso a paso’ en el proceso de rehabilitación. Otra expresión usada a menudo es “quitar la silla de ruedas de la cabeza y colocarla en el culo”, considerado requisito básico para la adaptación a la lesión medular.
Para quienes pasan por este hospital, enfermos o personal sanitario, esta es una experiencia que deja huellas. Pienso que el tiempo pasado en el Hospital de Toledo fué una práctica muy enriquecedora, que me ha permitido conocer un planteamiento singular en el tratamiento de personas que han sufrido lesión medular y un equipo único que se entrega con gran sentido de misión a los enfermos y sus familias, en una relación de proximidad y un tono de gran humanidad. He conocido además a personas extraordinarias, pacientes y sus familiares, que se superaban a sí mismos cada día y que decían haber aprendido a “enfocar la vida de otra forma”, hacia un crecimiento psicológico, que se manifestaba en particular en un gran amor a la vida, lo que nos recuerda a todos que la vida es un bien demasiado precioso y que es necesario decidir a cada instante hacer lo mejor que podemos y direccionarnos hacia lo que verdaderamente importa.
Por último, destaco que la expresión de “gratitud” gana un gran significado en el Hospital de Toledo. Como pude observar, en ese hospital, su personal quiere y hace lo posible por perfeccionar la actividad asistencial cada día y, en el caso de los psicólogos, la “gratitud” es, por una parte, porque, con su profesión, pueden contribuir a ayudar a los enfermos y sus familias a la preparación psicológica para participar de forma plena en el proceso de rehabilitación y, por otra parte, porque pueden crecer profesional y personalmente desde la actividad asistencial con los propios enfermos.


Por: Susana Clara Morais





Acabo de colgar la foto de José Ángel Ramirez pintando la fachada del Hospital junto a Mª José Herrera, su mujer. La foto es de Carmen Mayans.

12 comentarios:

Juan María Josa dijo...

encantado de colaborar, es una forma agradable de devolver lo que nos dais, que va muchas veces más allá de lo que os toca por empleo y sueldo.

Y esa semana del cine....queda pendiente, pero no ausente

Afrontando la lesión medular dijo...

Dar no sólo es una obligación que me corresponde por empleo y sueldo ¡faltaría más! sino un placer y algo que me enseñaron desde pequeñita. Me siento bien dando y mucho más recibiendo todo lo que recibo.

Espero que pronto podamos profesionales y pacientes disfrutar de esa semana de cine.

Me parece muy pero que muy ingenioso y de una extraordinaria sensibilidad el modo en el que has proyectado el tu cartel tu visión de la "discapacidad". Espero a ver qué comenta la gente y si no comento yo más. Gracias siempre, Juan, por estar ahí de ese modo como solo tu sabes estar y por tu generosidad y disposición.

Aprovecho para desearte un buen 2015.

Felipe dijo...

Al leer la magnífica evocacion del jardín de Betty ha venido a mi memoria el café acritalado, más conocido como como " El Chiringuito", y un nombre, Rubén Santiago.
Cada día, como si de un ritual se tratara, minutos antes de la hora de la visita, entrábamos en el café y nos servían nuestra bebida habitual, según la hora, sin necesidad de pedir nada, con unas amables palabras de aliento.
Esta bebida y estas palabras eran como una poción mágica para subir el ánimo y enfrentarnos con el desconocido problema diario.
Todos los clientes, pacientes, familiares o profesionales de la casa, recibían su ración de cháchara gratificante.
Llegué a pensar que Rubén formaba parte del equipo de terapeutas del Hospital.

La Chica del Jardín dijo...

Me encanta!

Mª Ángeles, es un placer para mi colaborar en tu blog y en el collage inicial que pensabas. Cuando me dijiste lo de una foto... ¿qué foto? hay miles y lo sabes.

Me ha encantado el cartel de cine, y qué decir del escrito de Betty. El cuadro lo vi hacer, varias tardes, creo que tengo foto de José ángel pintándolo, instantes que no se deben perder...

Espero que los seguidores entiendan el mensaje que nos das, es una secuencia de momentos, de pequeñas cosas que suceden en el hospital y que nadie pensaría que en un lugar de estas características pudiera darse. Hacéis una labor genial, no solo con la rehabilitación de pacientes, sino con la nueva mirada del mundo que nos rodea.

No me enrollo más, sed felices y sigamos disfrutando de estos pequeños, pero inmensos, instantes que nos han rodeado y nos rodean. GRACIAS

Feliz 2015

Besos y cazuelitas de...

Afrontando la lesión medular dijo...

A mí que no era, ni sigo siendo, asidua del Jardín, me llegaba el eco del trabajo bien hecho de Rubén y de ese papel que juega en la rehabilitación del lesionado y su familia. Es como un prestidigitador que cada día sorprende con nuevas habilidades. Le dediqué por este motivo un espacio en el blog al que titulé "Un eslabón ignorado" precisamente porque parece que cuando hablamos del EQUIPO REHABILITADOR nos lo dejamos fuera.

Has hecho una fantástica definición de Rubén y su arte de conversar y llegar a los corazones de los que sufren.

Gracias, Felipe, ya me extrañaba a mí que no hubieras comentado y es que, de nuevo, tu comentario se fue a la bandeja de Spam.

¡Feliz año! Besos toledanos bajo cero. Al entrar a trabajar esta mañana estábamos a 4º bajo cero.

Afrontando la lesión medular dijo...

Aunque te bauticé con "La Chica del Jardín" no se si te debía de haber bautizado con "La Reportera del Hospital"" porque yo me pregunto: ¿Qué instante no tendrás tu recogido?

Mil gracias por ese collage con tantos momentos preciosos y tantos instantes que ponen la piel de gallina. No están todos los que son ni son todos los que están pero creo que has sabido muy bien captar el paso por la rehabilitación.

Me hubiera gustado haberle dado mayor proyección, no por mí sino por la talla tan grande de artistas que sois y que os merecéis un lugar privilegiado en el Hospital.

A lo mejor podemos hacer algo en la primera semana de Enero cuando las aguas vuelvan a su cauce. Hasta el día 7 no se reanuda la actividad al cien por cien.

Me alegro que os haya gustado al menos el Post. Estaba deseando darlo a conocer a los seguidores.

Betty dijo...

Por fin tengo un momento. Preciosa forma de terminar el año, Mª Ángeles. Lo cierto es que sigo pensando, después de ya dos años y medio, lo afortunada que fui al dar con esta maravillosa página. Después de este tiempo, soy algo menos ingenua en cuanto a los objetivos que me llevaron a asomarme a esta maravillosa ventana. Continuo con mi sueño y como dije hace tiempo, aquí he encontrado un montón de amigos estupendos. Es curioso el optimismo, la esperanza, la alegría, el arte y la gente estupenda que hay en este lugar. Aquí hay mucho de eso que se le podría pedir a un año nuevo. Así que mis mejores deseos para todos, y espero que nos sigamos asomando a «esta ventanita» un año más.

Feliz año a todos. Feliz año Mª Ángeles. Yo agradezco al 2014 que haya sido tan bondadoso conmigo y los míos. Al 2015 le pido que reparta generosidad con mucha más gente.

Que este años sea un buen año para todos, que vuestros deseos y proyectos se cumplan. En vez de empezar con el pie derecho, os recomiendo hacerlo con una sonrisa. En cuanto a mi, me acordaré de todos vosotros y cuando levante mi copa pediré al nuevo año millones de sonrisas para todos.
Gracias por ser tan grandes.

Manuel Penalva dijo...

Buenas noches, aunque ya es el pequeño comienzo del despertar del último día de este año, muchos son , momentos, reflejos, miradas que observan, tu que observas, seguidamente escuchas y sin darte cuenta pensando en voz alta , eres también escuchado, espero y deseo que todos podamos ver, observar, sentir de alguna manera lo que el post de hoy trasmite, una mirada amplia, con empuje, con fuerza y que trasmite belleza, cariño, empuje, y ganas inmensas de , opinión personal, sonreir y seguir sonriendo , es una inmensa forma de continuar hacia un buen fin, ..el final del año 2014.

Anónimo dijo...

Me encanta saber que el hospital es más que un hospital.

Un abrazo a todos!!

Adry

Afrontando la lesión medular dijo...

Pues yo me alegro de que tu sueño literario nos uniera para siempre porque nos ha dado la oportunidad de conocer a una persona excepcional como la que eres.

Yo también te tendré presente esta noche en las uvas.

Esperemos, Betty, que todos sigamos rebosantes de salud y optimismo en el 2015.

Afrontando la lesión medular dijo...

Que no perdamos la capacidad de observar, escuchar y sonreir en el 2015. Gracias Manuel por todo lo que nos das y por el mensaje positivo que siempre transmites de fuerza y, coraje y positividad.

Te deseo un año cargado de sonrisas para que las puedas seguir repartiendo.

Afrontando la lesión medular dijo...

En estos tres años intensos de blog, me alegro haber podido transmitir esa imagen del Hospital así como haberos podido aportar algo.

Seguiré............. Gracias, Adry.