viernes, 30 de septiembre de 2016

Infancia y senectud


La imagen que encabeza esta Entrada refleja una época en la que no todos los niños que crecieron en la España de los tiempos difíciles lo hicieron felices y con sus necesidades básicas cubiertas. Quizá a algunos seguidores le extrañe este post y piense que no viene a cuento.

La autora del blog, una servidora, dirige un Grupo de Psicoterapia de personas de avanzada edad en la que la mayoría de sus miembros han pasado calamidades y necesidades .

- salida forzosa de la escuela para poder conribuir a la economía familiar
- orfandad
- hambre
- trabajo mal pagado, en duras condiciones y mal pagado
- emigración
- frío
- carencias afectivas
- incesto
- abuso de todo tipo

Han sido unos grandes supervivientes y capaces de afrontar todas estas pruebas que se les pusieron en el camino. Ahora, que ya vivían recogiendo lo sembrado, con sus hijos "situados", sus casas "pagadas" y disfrutando de su jubilación, con algún que otro viaje del Imserso al año, aunque con algunos achaques más o menos llevaderos, la vida los pone a prueba de nuevo pero esta vez más indefensos y sin capacidad de reacción y sin apoyos sociofamiliares gran parte de ellos.

Ya se que los seguidores estarán pensando que total para ellos tampoco la pérdida es tanta dado que ya están en el último tramo de su vida donde después de todo lo que ya les tocaba era envejecer, mientras que a los jóvenes la vida se les ha partido en lo mejor de sus vidas, valga la redundancia. 

No olvidemos que a cada uno le duele lo suyo y que a nadie le viene bien una lesión sea del tipo que sea y tenga la edad que tenga.


Aún así, "la vida es bella" 



y hay que exprimirle el jugo y comérsela de un solo "bocao"


No hay comentarios: